Aromaterapia



La Aromaterapia consiste en el uso de aceites aromáticos para promover el proceso de sanación. Para Ayurveda, la aromaterapia es una herramienta muy importante en el tratamiento de desequilibrios nerviosos, mentales y emocionales, pues trabaja a un nivel sutil, equilibrando la mente y los sentidos.

Los aceites esenciales, por su parte, corresponden a los componentes aromáticos o volátiles más activos presentes en: plantas, hierbas, flores, semillas, tallos o cortezas. El uso medicinal de estos aceites permite romper con patrones emocionales y de comportamiento que resultan perjudiciales para la salud.


La vía más importante de interacción directa con el cuerpo es el sentido del olfato. Cuando uno se siente un aroma, se estimulan unas extensiones pequeñas con forma de pelo en el nervio olfatorio (en la nariz). El nervio olfatorio es el único nervio del cuerpo humano que tiene contacto directo con el ambiente externo y que va directamente hacia el cerebro. De este modo, la estimulación del sistema límbico a través del nervio olfatorio puede causar efectos profundos en el estado de ánimo y en las emociones. Hasta principios del año 1900 los aceites esenciales constituían la medicina disponible más poderosa, el cambio ocurrió cuando descubrieron los derivados y preparados a base de alquitrán de carbón e inventaron los fármacos; el comienzo de la medicina moderna.

Hoy en día, se han realizado varios estudios que muestran los efectos beneficiosos que tienen los aceites esenciales en la salud y su variedad de aplicaciones fascinan cada vez más.

La Aromaterapia se puede aplicar a través de:

  • Inhalaciones con hornillos pebeteros o difusores eléctricos, pañuelos y almohadas.

  • Masajes o en cremas para el cuerpo.

  • Baños aromáticos

  • Compresas (cálidas o frías).

Indicaciones:

Miedo y ansiedad: bergamota, geranio, jazmín, lavanda, naranja, incienso, sándalo y vainilla. Aislamiento y sentimiento de desconexión con la tierra: eucalipto, sándalo y manzanilla. Debilidad física y mental: romero. Cambios de humor: bergamota, incienso y geranio. Pérdida del enfoque y la concentración: limón, rosa, romero, naranja y menta. Insomnio: manzanilla, lavanda, naranja, neroli, rosas, romero y melissa. Irritabilidad: lavanda, incienso, manzanilla y rosas. Depresión: bergamota, geranio, naranja y palmarosa. Inseguridad (baja autoestima): jazmín. Tristeza: bergamota, jazmín, melissa, neroli y rosas.


Bibliografía: Ayurveda and Aromatherapy. The Earth Essential Guide to Ancient Wisdom and Modern Healing. Dr. Light Miller and Dr. Bryan Miller. 1996.


#Aromaterapia #Aceitesesenciales #Menteyemociones #Medicinanatural

245 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo